viernes, 13 de enero de 2017

The Rubinoos en el Robby Robot

Atrás quedo el nefasto, para mí 2016, no a nivel personal sino en cuanto a asistencia a actuaciones musicales se refiere. Llevaba más de un año sin poder pasarme por ninguna de las salas que habitualmente programan música en vivo y no precisamente por falta de oferta o calidad.

La mítica lata de bombillas
Jon Rubin al frente de los Rubinoos
Derrochando energía
Tommy Dunbar efectivo en la guitarra y en los coros
Parece que en principio la maldición puede quedar atrás y para romperla nada mejor que pasarse por la antigua “Lata de bombillas” ahora rebautizado como “Robby Robot” para ver la actuación de los Rubinoos. Venidos directamente desde finales de los 70, con una simpatía y gran sentido del humor, nos entregaron una enorme y enérgica actuación de ese power pop que a lo largo de cuatro décadas han sabido facturar con gran maestría.

Disfrutando sobre el escenario
Al Chan la conexión Hawaiana de los Rubinoos
Grandes
Las manos de Tommy Dunbar sacando lo mejor de su Stratocaster
Según comentaron era la quinta vez que se pasaban por esta sala y prometieron volver. Estaremos atentos.

sábado, 31 de diciembre de 2016

3 canciones para despedir el 2016

He de decir que este año he estado algo desconectado de las novedades musicales pero aun así de lo poco que he podido escuchar elijo estas tres canciones para cerrar estos doce meses

“People-Vultures” - King Gizzard & The Lizard Wizard
El sorprendente grupo australiano nos entregó un estupendo disco grabado en bucle donde canción a canción se va sucediendo sin pausa un desenfreno de rock y psicodelia


“Vicent” - Car Seat Headrest
Uno de los descubrimientos del año ha sido este jovencísimo grupo que destila los mejores ingredientes del Indie con una frescura asombrosa


“Shut Up Kiss Me” - Angel Olsen
Y para finalizar una preciosa voz femenina. Con su cuarto álbum de la cantautora de St. Louis nos vuelve a deslumbrar con un abanico de estupendas canciones


domingo, 13 de noviembre de 2016

Bosque de la pardina del señor por la gr-15

Aunque el tramo oficial de esta etapa de la GR-15 discurre entre Broto y Fanlo, por cuestiones de logística preferimos salir de Sarvisé. Tomamos el ascendente camino del Quejigar para llegar a Buesa. Desde esta localidad nos desviamos para emprender la marcha por el camino de la Pardina del Señor. Desde que hace 3 ó 4 años se recuperó este trazado, el recorrido de la GR-15 que antes en casi su totalidad discurría por la carretera, fue variado con gran acierto ofreciendo una alternativa mucho más atractiva para el caminante.

Lo único que había en pie en Sarvisé a las 8:40
Bosque de Quejigos
Muro de roca
Buesa
Alfombra vegetal
GR-15
Preciosas flores de las que desconozco el nombre
Algo de pista
El sol atraviesa la vegetación
Sin apenas dificultades técnicas más allá de los casi 17 kilómetros de excursión es un camino para recorrerlo con tranquilidad y con mil ojos. No llegaremos ni pasaremos por ningún lugar desde donde tengamos unas vistas espectaculares ya que la mayoría del tiempo vamos metidos por el medio del bosque pero no hace falta mirar muy lejos para descubrir que nos encontramos ante un recorrido sin par. A cada metro del camino encontramos un lugar único, a cada paso descubrimos un árbol más añejo que el anterior, en cada rama, en cada hoja caída, en cada haz de luz que atraviesa el follaje hay algo mágico, en cada curva hay un rincón con un encanto especial, cada desvío nos adentra en otro mundo sorprendente. Todo ello hace de esta excursión una de las más bonitas que se pueden hacer en el pirineo e imprescindible para cualquier excursionista o amante de la montaña.

Tonos otoñales
Hojas caídas
Árbol centenario
Pastando a mis anchas
Borda Viñes
Pardina del Señor o Ballarín
Bosque otoñal
Hayedo desnudo

Track de la excursión

domingo, 30 de octubre de 2016

Otoño en el Valle de Pineta - Faja Tormosa

Hacía más de un mes que no subíamos por el pirineo y se podría decir que ya tocaba, además en esta época del año, por su colorido, suele tener un encanto especial. Para este fin de semana Los Bisaurines tenían previstas dos bonitas excursiones la primera la garganta de Escuaín y la segunda, a la que nos apuntamos, la Faja Tormosa.

Cruzando el Cinca
Otoño en Pineta
Amarillo donde antes era verde
Uno de los varios barrancos que tuvimos que cruzar
Tras pernoctar en el refugio de Pineta nos levantamos a una hora prudencial (el cambio de hora se agradeció). Con un grado centígrado en el exterior comenzamos a caminar cruzando el joven río Cinca que a su paso por el refugio debe de ir subterráneo. Superado el lecho fluvial nos adentramos en el bosque y sin más empezamos a subir por un camino bastante empinado. Aunque los arboles vestidos de amarillos, marrones, ocres y algún verde despistado lo puedan hacer más ameno no deja de ascender sin concesiones. Pasado medio ascenso hubo que utilizar las manos en varios puntos para realizar algunas sencillas trepadas. No tenía un grato recuerdo de este camino cuando lo tuve que bajar desde el collado de Añisclo haciendo la GR-11 hace ya unos cuantos años y ahora me volvía a dar cuenta el porqué.

Las luces atraviesan el bosque
Preciosa panorámica
Estampa otoñal
Valle de Pineta desde la altura
El bosque poco a poco fue quedando atrás y las vistas del valle de Pineta desde la altura comenzaban a ser realmente espectaculares. Tras un par de horas de duro ascenso llegamos al desvío que lleva al collado de Añisclo, nosotros seguimos en dirección al fondo del valle. Ahora aunque se va subiendo y bajando el camino es mucho más transitable. A nuestra derecha teníamos un primer plano de los llanos de Lalarri y de frente el Pico Pineta y la Punta Forcarral. A estas alturas de recorrido ya teníamos sombra, la orientación de este valle y que el sol ya no se alza tanto como en verano hizo que esta viniera acompañada de una bajada de temperatura.

Los llanos de Lalarri
Alfombra multicolor
Pico Pineta y Punta Forcarral
A lo lejos la cascada del Cinca
En un giro del camino pudimos ver la cascada del Cinca que hasta ahora había permanecido oculta a nuestra vista. Dividida en varios tramos se mostraba en pleno apogeo, supongo que alimentada por las lluvias torrenciales que cayeron a principio de semana en este valle.
Sin apenas darnos cuenta y disfrutando de cada paso del camino llegamos al punto más crítico del recorrido, la cadena. Apenas son unos 10-15 metros que no entrañan mucha dificultad, hay buenos apoyos para los pies y bajando con precaución no supondrá ninguna dificultad para el 90% de los montañeros que pasen por allí.

Ya a los pies de la Cascada del Cinca pasamos un puente, desde él podíamos sentir la enorme fuerza y ver la gran belleza de este magnífico salto de agua, para mi gusto nada tiene que envidiar a la famosa Cola de Caballo en el vecino valle de Ordesa.

Practicando el contraluz
Ultimo tramo de la cascada del Cinca
Gran salto de agua y gran fotógrafo
Ultima mirada
Paramos a comer algo más adelante, al lado de una fuente. Mientras nos comíamos los bocadillos intentábamos adivinar por donde habíamos pasado pero ciertamente desde nuestra posición no se veía ningún camino y además nos parecía increíble que hubiéramos podido pasar por allí arriba.
Para terminar el recorrido todavía nos quedaba pasar por un sorprendente bosque de hayas que llega hasta un parquin cercano al Parador Nacional. Desde aquí intentamos llegar al refugio de Pineta siguiendo un camino que va paralelo al río pero al parecer este se lo había comido y tuvimos que volver caminando por la carretera el último kilómetro.



Track de la excursión

lunes, 26 de septiembre de 2016

Las cenizas del 2008

Un parque, joven pero en evolución y multitud de edificios abandonados es el legado que dejo Expo Zaragoza 2008

Paseo de Ranillas
Pasarela del voluntariado
Baile del agua sobre el pabellón de España
Columnas de arcilla
Bancos esperando clientes
Bienvenidos al despropósito
El "útil" pabellón de Aragón
Mano de pintura
La plaza de la nada
Palabras para tontos
El transitado pabellón puente
La piel del puente
El puente del Milenio
Parque del agua
Torre a la estupidez
Hormigón, acero y cristal emerge sobre la vegetación
Continuara